Influencia de las joyas antiguas en la moda actual

La historia de la moda con joyería data de muchos siglos atrás, donde las prendas servían para mostrar riqueza y poder diferenciando así las clases sociales. En la actualidad dicha referencia ha servido como inspiración para los movimientos dentro del mundo de la moda y  podemos encontrar una muestra en las grandes cadenas de tienda como Mango, de Jonathan Andic.

La producción en masa de las piezas de joyería es inspirada generalmente por los movimientos de las grandes pasarelas bien sea París, Milán, Londres, entre otras; pero al mismo tiempo estos grandes diseñadores toman como base para sus creacio la moda antigua, aún vigente después de siglos de haber sido diseñadas.

En las sociedades antiguas, las joyas tenían gran relevancia, sobre todo las elaboradas en oro pues era considerado el metal más lujoso y precioso, no se estropeaba con el paso del tiempo y era lo bastante moldeable para crear numerosas piezas, dándole estatus social a las personas como adineradas. Poco a poco a este metal se le introdujeron perlas y piedras preciosas que ampliaron la gama de la joyería, así como nuevas formas de trabajo con otros metales igualmente valiosos. En un principio la joyería estaba conformada solo por collares, pulseras, pendientes, colgantes y coronas de las más importantes monarquías.

Para la época medieval, la joyería evolucionó a tal punto que nos presentó joyas como los broches, nuevas formas de colgantes y nuevos adornos con motivos religiosos que aumentaron su popularidad durante está época, llevando a crear leyes que limitaban el uso de la joyería en los estratos más bajos de la sociedad, aumentando el poder de las clases altas. Para el siglo XV y hasta el XVII se produjo un aumento en masa de las perlas falsas y los esmaltes que fueron utilizados poco a poco para sustituir la joyería fina que se usaba en el día a día, dejando el uso de las joyas más lujosas para ocasiones especiales y eventos nocturnos.

Los diamantes entraron en el juego al mejorar el tallado y presentación de los mismos, convirtiéndose en tendencia para las clases superiores. La joyería tuvo su momento revolucionario durante la época victoriana, ya que las joyas tomaron la categoría de obras de arte. Durante los primeros años, en el denominado período romántico, las piezas tenían motivos abstractos como sueños y emociones plasmados en las joyas. Su relevancia aumento con los broches que eran entregados como regalos sentimentales por parte de la aristocracia.

Todos estos movimientos en definitiva llevaron a la producción en masa y luego la importación a otros continentes, con una calidad menor a las piezas que utilizaban las personas con poder adquisitivos, para presentarse en tiendas y almacenes importantes, como las tiendas Mango de Jonathan Andic que cuenta con una selección que se mantiene a la moda, inspirada por todos los hechos históricos que han revolucionado al mundo de la moda. También se encuentran al alcance de un mayor número de personas gracias a la producción en masa.

Dejar un comentario